Día 8

En el penultimo de día de Transcinema, el peruano Daniel Molero presentó Videofilia y otros síndromes virales, película que viene de ganar el festival de Rotterdam.

La película trata de una adolescente desadaptada que pasa sus primeros días después de terminar el colegio perdiendo el tiempo, experimentando con drogas y cybersexo. Conoce a Junior a través de la Internet. Es un dealer de películas porno amateur con una obsesión dilusional relacionada al fin del mundo y teorías de conspiración.

Una vez que ambos se conocen en ‘el mundo real’ varios eventos inusuales empiezan a desenvolverse mientras varios personajes bizarros empiezan a aparecer a lo largo de esta historia de no-amor contemporánea situada en una Lima llena de descomposición espiritual, psicodelia y ruinas pre-incaicas esparcidas en el lienzo urbano.

IMG_0833

Daniel molero, director de Videofilia junto a la actriz principal de la cinta.

Molero también detalló que uno de los objetivos de su proyecto fue el de reflejar una realidad local que no se ha visto representada en televisión, el cine o el teatro. Comentó que con su trabajo también buscaba darle al cine experimental una función narrativa. En ese sentido, dentro del género audiovisual, trabajó a partir de un guión esencial, apoyado en la improvisación con objetos reales de su contexto cercano y el de los actores. “Mezclamos realidad con virtualidad“, destacó.

En otro momento, al comentar acerca del panorama del cine peruano, comentó que, a su juicio, existen más puntos en comun entre el cine y la cultura Asia menor y africana y Perú que con Europa. Asimismo, criticó la imitación de formas narrativas europeas y la bùsqueda de aprobación de los cánones occidentales sobre productos que tienen otro registro.

Publico asistente al CCPUCP a la proyeccion de Videoflia

Publico asistente al CCPUCP a la proyeccion de Videoflia

Hoy en la clausura de la tercera versión de Transcinema se proyectará FaceDeal de Mary Jimenez y No Home Movie de Chantal Akerman. El primero es un cortometraje en el  que la directora se encuentra con su padre, ya anciano, para filmar lo que podría ser su último encuentro. Pero él no la reconoce,  las cuestiones iniciales se invierten y la película se convierte en un cuestionamiento del yo.

La película de Akerman es principalmente acerca de su madre, recién fallecida, que llegó a Bélgica en 1938, huyendo de Polonia, los pogromos y la violencia. Ella es retratada sólo dentro de su apartamento en Bruselas. La directora se refirió al film como “Una película sobre un mundo en movimiento que mi madre no vio”, antes de quitarse la vida este 5 de octubre pasado.

https://www.facebook.com/festivaltranscinema/videos/vb.417293198328505/998678190190000